martes

Cómo crear creatividad

“La mente es como un paracaídas, sólo funciona si se abre”
Albert Eistein



"Creativo" es el adjetivo más popular y más valorado en el mundo del diseño. Todo el mundo quiere ser una persona creativa, encontrar una solución original, o descubrir un libro que nos ayude a desarrollar nuestra capacidad creativa.

Existen muchos sinónimos para la palabra "creativo": ingenioso, inteligente, prolíficos, innovadores, de talento, inspiración, inventiva, original, estimulante. Pero ¿qué significa esta palabra realmente? ¿Y cómo podemos activar nuestra creatividad?

La creatividad es un proceso mental y social relacionado con el descubrimiento de nuevos conceptos. Consiste en la generación de nuevas ideas, o de nuevas asociaciones entre ideas y conceptos conocidos, que habitualmente producen soluciones originales.

Algunos determinados rasgos en la personalidad de las personas están relacionados directamente con la productividad creativa. Un elevado grado de confianza en sí mismo es una necesidad básica para una persona que aspira a crear algo nuevo, también lo es el pensamiento no convencional y la curiosidad.

Sin embargo, tener las características adecuadas, e incluso las condiciones de trabajo más estimulantes, no garantiza un resultado creativo. Las técnicas de creatividad son los procesos de pensamiento o los métodos utilizados para desarrollar el pensamiento divergente (una forma de pensamiento que genera muchas ideas distintas en un corto periodo de tiempo). Las técnicas de creatividad se utilizan para liberar la creatividad de nuestro cerebro y ponerlo en la práctica.


1. Brainstorming

Un término inventado por Alex Osborn y que utilizó por primera vez en su libro "Applied Imagination". La famosa tormenta de ideas funciona mejor en pequeños grupos de personas, pero también puede hacerse de forma individual.

El proceso del Brainstorming se inicia con un problema definido y conocido por todos los participantes. Una persona fuera del grupo es elegido para escribir todas las ideas que se sugieren con el fin de hacerlos visibles simultáneamente a todos los demás.
Criticar las soluciones sugeridas no está permitido. Cada idea es aceptada y por escrito. Los participantes deben aprovechar y desarrollar las ideas de los demás.



2. Pensamiento Lateral

El pensamiento lateral es una técnica desarrollada por Edward De Bono y enfocada a producir ideas que estén fuera del patrón de pensamiento habitual de las personas que la ejecutan. Se trata de encontrar una solución a los problemas a través de un enfoque indirecto.

La idea es la siguiente: cuando evaluamos un problema siempre tendemos a seguir un patrón natural o habitual de pensamiento (las sillas son para sentarse, el suelo para caminar, un vaso para ser llenado con un líquido, etc.), lo cual nos limita. Con el pensamiento lateral rompemos este patrón, vemos a través del mismo logrando obtener ideas sumamente creativas e innovadoras. En particular la técnica se basa en que, mediante provocaciones del pensamiento, salimos del camino habitual, de nuestro patrón de pensamiento natural.

Edward De Bono, quien acuñó el término pensamiento lateral (reconocida en el Diccionario Inglés de Oxford) es considerado por muchos como la principal autoridad en el campo del pensamiento creativo, la innovación y la enseñanza directa del pensamiento como una habilidad. De Bono afirma que es importante para alterar los patrones convencionales. En las notas de la definición de pensamiento lateral, afirma De Bono: "El pensamiento lateral se utiliza para cambiar conceptos y percepciones en lugar de tratar más con los mismos conceptos y percepciones".

Albert Einstein, cuyo nombre es sinónimo de ingenio y creatividad, dijo una vez: "El problema con el que nos encontramos hoy no será resuelto con el mismo pensamiento que generó dicho problema". Es evidente que Einstein había usado el pensamiento lateral.


Moviendo sólo un fósforo obtener un cuadrado



3. Inversión del problema

En su libro "Qué gran idea", Charles Thompson sugirió que la única manera de entender este mundo es aprender a mirar desde los dos puntos de vista básicos: el positivo y el negativo. Ying-yang, verano-invierno, la noche y el día, son sólo algunos ejemplos de ello.

El método de reversión del problema se basa en plantear el problema al revés. Cambiar el enfoque positivo a negativo. A continuación, tratar de definir de nuevo, cambiar la dirección o ubicación de su perspectiva. Esto nos dará la oportunidad de mirar el problema desde un punto de vista radicalmente diferente, que podría conducir a soluciones prácticas completamente nuevas e inesperadas.

René Magritte, el famoso artista belga, pintó esta imagen que muestra una pipa.


Debajo escribió: "Ceci n'est pas une pipe" (Esto no es una pipa). Al realizar este planteamiento, Magritte nos hace reflexionar: si no es una pipa, ¿qué es en realidad?

Naturalmente, la respuesta es: una pintura. Magritte utiliza la técnica de inversión de problema, haciendo hincapié en el tema real de su obra: una pintura, en lugar de lo que la pintura en sí representa.


Conclusiones:

Sir Ken Robinson, un pensador del siglo 20, se ha especializado en el desarrollo de la innovación y los recursos humanos, y afirma que cuando los niños se convierten en adultos, la mayoría han perdido su capacidad de ser creativos, y la sustituyen por el miedo a estar equivocados.
¿Por qué sucede esto? ¿Tiene alguna desventaja ser creativo?

Fomentar la creatividad significa escapar de las normas existentes y preestablecidas por la sociedad. El objetivo principal de la creatividad es reflexionar sobre las viejas y usadas costumbres, para encontrar nuevas y mejores, investigando el direcciones diferentes.

Las personas que trabajamos en la industria creativa sabemos muy bien la lucha constante que supone. Sin embargo, no hay que dejarse vencer y debemos seguir exigiéndonos más. Organiza tu entorno a fin de fomentar el libre pensamiento. Amplia tu mente.

La creatividad está esperando ser descubierta, ¡disfrútala!



http://siemprecomunicando.blogspot.com/2010/02/como-crear-creatividad.html