lunes

La magia del networking

Hace 20 años que llevo haciendo networking, 20 años ya desde que conocí este tipo de técnicas que dieron un giro inesperado a mi vida y me han aportado mucho más valor que ninguno de los cursos, seminarios, carreras o congresos a los que he asistido, y son unos cuantos.

El networking es el arte de crear redes de contactos personales, así de sencillo. Ahora bien, éso tiene sus técnicas, como todo, para hacerlo bien, mal, o regular, y puede que lo que hay que hacer no te guste o no te apetezca hacerlo, pero es lo que hay, no creo que a todos los que van a trabajar para un empleo todas las mañana vayan encantados de madrugar e ir a la oficina, pero lo hacen, pues esto es lo mismo, si lo haces para otros, también lo puedes hacer por ti.

El networking una vez que se aprende y se internaliza en tu cerebro, ya lo aplicas inconscientemente a donde vayas, aunque evidentemente hay sitios donde podrás hacerlo con mayor profundidad y mayor eficacia. Y como lo he aprendido? Pues por un lado leyendo y estudiando varios libros muy interesantes que hay sobre el tema, por otro lado acudiendo a conferencias muy interesantes, (y a otras muy pero que muy aburridas que me vendieron lo expertos que eran, y que como en todo en la vida, hay profesionales y vendedores de humo)

¿Y que puedes hacer por ti? Por ejemplo networking en todo lo que supone el Social Media: las redes sociales, twitter, foros, blogs, etc. La tecnología ha propiciado que se creen una serie de lugares virtuales con total posibilidad de interactividad que permiten acceder al contacto con todo tipo de perfiles, profesiones, etc. según el enfoque que tengamos.

Y poder hacer esas relaciones implica invertir tiempo, dedicarle unas horas a la semana para relacionarnos, enviar mensajes, felicitar cumpleaños, responder a otros, escribir comentarios, etc. y eso no tiene solución, la inversión de tiempo es algo imprescindible que no es posible sustituir por ninguna herramienta automatizada.

Por otro lado están los eventos que tanto han proliferado en los últimos años y que tan útiles son, en donde poder realizar el networking personalmente y de forma directa, ya que la mayoría incluyen una fórmula repetida en casi todos ellos: 1) conferencia; 2) preguntas y 3) networking entre los asistentes, salvo el que nosotros organizamos que se llama EatsAndTwitts que es exclusivamente de networking sin conferencia y de forma mucho mas divertida e informal ya que no hay conferencia sino una comida abierta a todo tipo de personas.

La característica principal del EatsAndTwitts es precisamente eso que mencionaba, que está centrado en el networking pero de forma sencilla y divertida, pudiendo conocer los perfiles de los asistentes antes de acudir al evento por tanto pudiendo decidir antes de la comida con quien queremos contactar, ya sea por temas profesionales o personales.

Luego en la comida podremos ir abriendo las relaciones con el resto de comensales de nuestra mesa (es totalmente aleatoria la adjudicación de la mesa en que nos sentamos para facilitar el networking precisamente), y finalmente podremos irnos cambiando de mesa para conocer a las personas que queremos conocer, desvirtualizar o simplemente a los amigos que hace tiempo que no vemos.

Acudir a estos eventos requiere invertir tiempo y sacrificio ya que normalmente suelen ser en horario laboral o después de las 18:30 horas que es nuestro tiempo de ocio, y no hay otra forma de hacerlo, pero sin duda lo que sembramos en cada uno de ellos será una cosecha muy pero que muy interesante a medio plazo.

El mayor error es pensar que después de acudir a 3 o 4 obtendremos resultados, por ejemplo ventas, inversores, etc. y salvo excepciones que siempre pueden ocurrir, nada mas lejos de la realidad, esto es una siembra que se cosecha con el tiempo, sin prisas, pero que deberemos cuidar y seguir sembrando durante años, y que solo si lo hacemos de forma correcta y con la visión estratégica adecuada, que no es otra que olvidarnos de nosotros y preocuparnos por ver que podemos aportar a los demás, finalmente al cabo del tiempo los demás nos aportarán a nosotros, siempre que lo hayamos hecho de forma sincera y continuada.

La visión a corto y largo plazo dan resultados diferentes, la de corto puede forzar el obtener algún resultado inmediato en que consigamos algún cliente pero nos impedirá conseguir hacer una red sólida de relaciones, el verdadero network, sin embargo la visión del largo plazo no nos forzará a buscar el cliente a corto y nos irá tejiendo una red fuerte de contactos que nos facilitará a medio plazo muchas más posibilidades que un simple cliente momentáneo.

¿Y a mí personalmente qué me ha aportado el networking? Pues principalmente me ha enriquecido como persona, esa es la principal ventaja que he sacado del networking en 20 años y que nada ni nadie podrá nunca robarme y que jamás hubiera podido comprar o adquirir en ningún mercadillo, tienda o gran almacén.

Pero además de ello, he conseguido muchas más cosas: clientes, socios, amigos, recomendaciones, negocios, ideas, ayudas, y muchas cosas más. ¿Cómo? Pues muy sencillo, haciendo relaciones, ampliando mi red a diferentes perfiles de contactos, no cerrándome a conocer “personas afines” por sector, sexo o edad con las mías, sino abriendo a otros totalmente diferentes, y no teniendo prisa en recoger la cosecha sino enfocándome en sembrar, sembrar y sembrar y finalmente cuidar la siembra y alimentarla.

El networking hoy en día tiene muchas posibilidades, múltiples aspectos, variados enfoques, y por supuesto sacrificios de ser constante y aportar valor a nuestra red de contactos, pero nosotros seremos los mayores beneficiados de realizarlo.

En resumen, un viaje, un camino largo, sin final, pero un camino enriquecedor y divertido, y en ese camino, no os olvidéis nunca del consejo que doy siempre: seguir SOÑANDO EN GRANDE que esa es la clave principal del éxito, no os conforméis con menos.



http://www.eventosfera.com/2010/02/magia-networking.html